img

Cómo visitar Machu Picchu, ¡y qué NO hacer!

Lo que debes hacer –y lo que no debes hacer- cuando visites Machu Picchu

Todos los visitantes que viajan a Perú, así como todos los peruanos, quieren visitar Machu Picchu, el vestigio más emblemático de la gran civilización de los incas, y el destino turístico más importante de Sudamérica. Pero, una vez que hayas logrado completar el Camino Inca o tomar el tren a Machu Picchu, ¿qué debes hacer cuando llegues? ¿Y cuáles son las cosas que no debes hacer? A continuación, ofrecemos algunos consejos de nuestros profesionales en viajes:

¿Qué debo llevar a Machu Picchu? Primero, asegúrate de llevar tu pasaporte. No puedes ingresar a Machu Picchu sin el documento de identidad que utilizaste cuando compraste tu boleto de entrada. También necesitarás algo de dinero en efectivo en moneda local, para poder usar las instalaciones sanitarias, comprar algunos recuerdos, y tal vez almorzar en el restaurante (aunque esta puede ser una opción costosa, y quizás sea mejor comer antes o después de tu recorrido en el pueblo de Aguas Calientes). Además, asegúrate de llevar tu cámara. También puedes llevar un palo para selfie, pero recuerda que los trípodes no están permitidos en las ruinas, ya que pueden dañar las piedras incaicas. Y, en lo que respecta al equipo personal, necesitarás buenos zapatos o botas para caminar, agua, repelente de insectos y protector solar. ¡Asegúrate de empacar un sombrero también!

¿Qué NO debo llevar a Machu Picchu? Primero, recuerda no empacar el trípode que mencionamos anteriormente, no se le permitirá usarlo y terminará en uno de los casilleros para visitantes fuera de la entrada. Tampoco está permitido el equipo fotográfico profesional. Los permisos para el equipo de cámara profesional son caros, por lo tanto, si quieres ahorrar dinero evita llevar equipo que se vea demasiado profesional. Además, no se puede ingresar a Machu Picchu con una mochila de viaje. Dentro de las ruinas, solo se permiten mochilas pequeñas, por lo que, si llevas algo más grande, déjalo en Aguas Calientes, donde algunos hoteles almacenan equipaje a cambio de un pequeño cargo, incluso si no eres huésped. A menos que sean esenciales para la movilidad del individuo, y para evitar daños en las piedras incaicas, los bastones tampoco están permitidos dentro del complejo arqueológico. Y, aunque puede llover en Machu Picchu, particularmente durante la temporada de lluvias, no intentes llevar un paraguas grande a las ruinas. Solo se permiten las paraguas pequeñas y plegables. Una mejor opción es llevar un chubasquero o poncho para la lluvia.

Finalmente, si eliges visitar Machu Picchu con un operador turístico local de Cusco, asegúrate de que estén registrados oficialmente y que tengan los certificados necesarios para operar los itinerarios de Machu Picchu o el Camino Inca, que son emitidos por el Gobierno Regional de Cusco y la Dirección Regional de Turismo.

Si deseas conocer los destinos y las actividades que describe este artículo, contáctanos y te ayudaremos a crear tus vacaciones en Perú.
ITINERARIOS RELACIONADOS:








Suscríbete a nuestro boletín

y descubre más opciones de viaje en Perú